martes, 30 de agosto de 2011

MIRADA RETROSPECTIVA


¿Que hace una banda de quinta fila como Tokyo Blade compartiendo blog con bandas como Rainbow, Judas o Def Leppard? Ni idea. Y es que este disco de los británicos metaleros, ni siquiera es uno de los trabajos de cabecera dentro de su discografía, ni tampoco es de los favoritos entre sus fans.

En realidad para este trabajo del 87, la banda vuelca todos sus esfuerzos en americanizar su sonido e imagen. En la portada ya se puede apreciar el cambio, al encabezar el nombre del grupo con el del guitarrista Andy Boulton, y una foto del mismo a la moda americana de la época. Más parece un disco de una banda tipo Ratt o Great White, que el de una formación del pelotón de los rezagados en la "NWOBHM".

Las nuevas pretensiones de encandilar en America para Tokyo Blade se van a quedar en eso precisamente, pretensiones. Las nueve canciones de "Ain't misbehavin'" por otra parte, no están nada mal.
Durante treinta y cinco minutos los fans de Dokken se lo pasarán bastante bien escuchando sucedáneos de la música de "Under lock & key" o "Tooth & nail".

"Heartbreaker" es un "Unchain the night" desde casi el comienzo y "Too much to sun" recuerda mucho al "Night rider" del "Breaking the chains". En "Watch your step" se suman a Dokken los primeros Black' N' Blue y en "Movie star" Kix y Loverboy se unen a la fiesta pro-hard-americana de los ingleses. Como podeís leer, estamos ante uno de los discos menos originales de la historia del rock duro metálico ¡Pero que diablos! Los temas son divertidos y pegadizos.


"Hot for love" en su enésimo intento de sonar a Dokken es hasta cojonudo. El desconocido Pete Zito (vocalista en este disco) se esfuerza más que nunca en emular a Don Dokken, y los riffs de Boulton se inspiran más de la cuenta en George Lynch. No hace mucho Boulton declaró que en aquella época estaba obsesionando con Dokken. No hace falta que lo jure.

No busqueis por lo tanto, otra cosa que no sea una decente (casi indecente) imitación de los primeros Dokken. Si es así, recibireis de buena gana temas como "Tokyo city", "Love & hate" o "Don' t walk away".
El disco ha sido reeditado por "Cherry red" en edición doble cd, siendo su compañero de caja el anterior álbum de la banda "Blackhearts & jaded spades".

Caído en Little Big Horn

No hay comentarios:

Publicar un comentario