jueves, 27 de octubre de 2011

REEDICION ROCK CANDY


Otra reedición de nivel. Buen sonido, músicos solventes de estudio como Alan Pasqua, unas canciones más o menos brillantes, y un guaperas ataviado de rockero de mirada dura interpretándolas con mucho acierto.

El debut de Stan Bush en solitarío es el típico disco AOR que no recuerda ni Dios pero que merece la pena rescatar de vez en cuando para perderse entre su nube de algodón aorera. Stan es un buen cantante y un correcto guitarrista que hará las delicias de los buenos aficionados al género melódico en su vertiente más hard. Lo que llamo muchas veces como "AOR con pelotas".

Las diez canciones que fueron publicadas en 1983 y que ahora reedita "Rock Candy" las produjo el especialista en causas melódicas Keavin Beamish (Reo Speedwagon, Saxon...).
Para que os quede claro de que va este disco pensad en los nombres de Bryan Adams y Rick Springfield. Y por supuesto de bandas como Journey  o Foreigner, cuya música  planea por encima de algunas canciones de este álbum ("File In My Heart" y "Dont Acuse Her")

Con buen pie echa a andar el debut de Stan Bush. "It´s Hot" es un revienta "Charts" ochentero pegadizo y rockero, ideal para desencajar las cervicales a su rítmo.
El medio tiempo baladístico "Cant Live Without You" es otro tema de AOR impecable e implacable. Su estribillo irresistiblemente hortera debería de haber derretido corazones a puñados en los 80 ¿Lo hizo? Ni puta idea! Pero es un temazo!

Más AOR a precio de saldo, "Love Has Taken Me Away" tiene todos esos acordes y efectos que hacen felices a fans como yo de los Survivor de discos de la talla del "Eye Of The Tiger" o "Caught In The Game".

"All American Boy". Aquí Stan Bush se pasa momentaneamente al rock duro. Este tema que tocarían gente como Van Stephenson o los Y&T (Estos últimos cuando la laca reinaba) es posiblemente el más vacilón del disco. Tenemos nuestra doble ración "Cheese-burger" de guitarras y estribillos peliculeros ¿Más AOR con pelotas??? Apostad por ello!

El romanticísmo llama a las puertas de los oyentes con "Time Changing You". Balada-medio tiempo de mechero (ahora teléfono movil, Wasap o vaya usted a saber) en alto y respiración contenida.

Cuando nombrabamos a Bryan Adams o a Rick Springfield, no lo haciamos a la ligera. Las rockeras "Round & Round" o "Say The World" están en este disco para ser escuchadas y se pueden sacar conclusiones a ese respecto. Lo normal es no hacerlo y disfutar de ambos temas. Como de "Keep Your Love Alive". Más de una canción del "Living In Oz" de Springfield suenan puramente Stan Bush. El caso es que el disco del actor.músico australiano salió al mercado un año más tarde.

Caído en Little Big Horn




No hay comentarios:

Publicar un comentario