jueves, 26 de febrero de 2015

KEEL:" THE FINAL FRONTIER 1986"

portadafinalfrontier.hardrockmonster2015
MIRADA RETROSPECTIVA
En los 80 la escena metálica es un mar embravecido de tachuelas, pantalones de cuero, cinturones de balas y camperas, cadenas y peinados imposibles a lo largo y ancho de los cuatro puntos cardinales del globo terráqueo.

Todo hijo de vecino tiene su grupo de Heavy Rock y en America se dispara la fiebre con Van Halen primero y con el US Festival del año 83.
Judas y Scorpions han conquistado los USA, Quiet Riot desbancado del número 1 a Michael Jackson y Def Leppard avasallan al personal y copan las listas de éxitos con el fenomenal "Pyromania".

Luego vinieron los Crüe, WASP, Dokken y Ratt; y un poco después Black N Blue, Kix o Keel. Estos últimos salen directos de los clubs de L.A. con un contrato en el bolsillo después de varios incendiarios conciertos firmando con el sello "Sharpnel" para su debut, el macarra y Heavy rockero "Lay Down the Law".

Era 1984,el año de la Rata en el calendario chino, el año del "Out of the Cellar" no sería el año de Keel. Pero no les fue tampoco mal...se labraron su nombre, y "Gold Mountain" les concede grabar The Right to Rock" con Gene Simmons de productor. El disco funciona medianamente bien y aprovechando el tirón graban un año mas tarde su continuación: "The Final Frontier", nuevamente con Simmons produciendo.

Era 1986 y estaban ocurriendo un sin fin de cosas en el Heavy Metal y a velocidad de vértigo. Judas y Maiden experimentaban con los teclados, Van Halen volvían sin David Lee Roth mientras este regresaba con una fantástica banda...Y Keel publicaban su tercer disco, el mejor hasta esa fecha.

A la poderosa voz del carismático Ron Keel se unía el cancionero más acertado y rotundo de Keel hasta la fecha, despachado estupendamente por una banda en un óptimo momento de forma y con muy buenas ideas. El dúo de guitarras que forman Marc Ferrari y Brian Jay no juegan en las grandes ligas pero suenan con gran empaque, dando buenos riffs de Heavy Rock americano y solos de guitarra muy bien ejecutados.

fotobanda.hardrockmonster.2015

Casi todo en "The Final Frontier" suena excesivamente 80's...pero claro, el Heavy Rock en aquél momento era así, excesivo.
Esa producción de Gene Simmons con ese sonido de bajo tan marcado de Kenny Chasson y la batería de Dwain Miller sonando tan jodidamente 80's!... 

El disco se vende bien y la banda es nombrada mejor banda del año en USA para la revista "Metal Sludge" por delante de los mismísimos Judas Priest ¿Ron Keel una amenaza para el "Metal God"? ¡No por Dios! Pero hay carisma y ganas de comerse el mundo en cada estrofa cantada de las muy potentes "Arm on a Leg" o "No Pain no Gain" en las cuales Ron Keel se muere por el metal.

Por supuesto que los medios tiempos o baladas están aseguradas en esta clase de artefactos Heavy ochenteros. Ahí Ron Keel cumple y de paso da un respiro a sus cuerdas (de acero) vocales. "Becasue the Night" de Patti Simth y "The Boss" más la balada "Tears on Fire" son las elegidas para el reposo del guerrero.

Otros momentos en los que Keel dan la cara con buenos riffs y toneladas de Hard/Heavy son la inicial "The Final Frontier" o la wasp "RNR Animal", dos de los típicos himnos de la banda en aquella época.

¿Momentos cercanos al AOR? También. "Just Another Girl" y "Here Today Gonna Tomorrow"son dos pastillas de jabón para quitar tanto sudor Heavy metalero y añadir limpieza y buen olor donde el Heavy es normalmente kaos y mala hostia. Son dos temas mas simplones y que nos ponen en la pista de lo que será el cuarto álbum de la banda "Keel", que se publicaría un año mas tarde.

El Hijo de Ron Keel



No hay comentarios:

Publicar un comentario